No busques la verdad; simplemente, deja de atesorar opiniones... Si quieres conocer la verdad, entonces no sostengas opiniones ni a favor ni en contra de nada. Establecer lo que te gusta frente a lo que no te gusta es la enfermedad de la mente.- (seng-ts'an)

http://www.oshogulaab.com/ZEN/TEXTOS/HSINHSINMING.htm

martes, 18 de marzo de 2014

¡Hecho!


Oyó como el Silencio le llamaba de nuevo. Ya había sucedido antes... No tuvo que despedirse de nadie. Sabía en su fuero interno que en realidad “no había nadie en casa”. Cierto que en ocasiones hubo risas y algarabía en el interior del vehículo. ¡Cómo no! Y se bajó.

Se bajó del autobús, pues comprendió que era el final de su trayecto. Ignoraba si el último. Ya en otras ocasiones pensó que sí, pero ahí estaba de nuevo, subido en él y dispuesto a bajarse.

Había pasado el autobús hacía un tiempo y decidió subirse a él. ¿La razón?... ¡Algunas!. 

¿Destino? Preguntó el conductor... ¡Dios dirá! Esto afirma últimamente. Antes creía que la meta la marcaba él...

Y la marcaba, ¡vaya que si la marcaba! Y llegaba a destino. El marcado, el creado por él mismo. No siempre era de su agrado. No siempre el esperado.

Y recordó las enseñanzas recibidas a lo largo de la vida. Las últimas más claras y definidas, más directas. Y que una vez asumidas y aplicadas habían transformado su vida como de la noche al día... Y volvió a bajarse, contento de reconocer la Voz una vez más...

Y les vio seguir el viaje... a ninguna parte. Pues el destino eran ellos mismos, aunque no lo recordaban... Y por ello la ilusión de avanzar, en algunos. En otros era un simple viajar por viajar, o eso creían.

Tú sólo pon las ruedas en movimiento, el resto déjamelo a Mí”. 
¡Hecho Padre!
_______________._______________

Hola, durante un tiempo no entraré ni en vuestros blogs ni en el mío con la frecuencia de hasta ahora.

Gracias a todos. Un fuerte abrazo.
_______________._______________

32 comentarios:

Ernesto. dijo...

Hola, durante un tiempo no entraré ni en vuestros blogs ni en el mío con la frecuencia de hasta ahora.

Gracias a todos. Un fuerte abrazo.

AMBAR dijo...

Viaje al interior del alma, que bien explicas amigo, el trayecto de la vida, unos viajan por viajar, otros aprenden pronto que no es llegar a un lugar en concreto lo más importante, sino disfrutar del viaje, profundas tus letras, un abrazo, desde estas lejanas tierras.
Ambar

maria del carmen nazer dijo...

Hola querido Ernesto ¡Qué bien has hecho la descripción de un viaje a nuestro interior.
Seguramente cada uno de los pasajeros tiene su propio viaje, que sigue o termina... según el destino...
Un abrazo gigante.
¡FELIZ SEMANA !!

MariCarmen dijo...

Un viaje al interior con paradas y toda suerte de personas, pero si dejamos que el conductor sea el Señor, con seguridad llegaremos a buen terminal.
La pintura me recuerda las chivas en el pueblo de mi padre, con mucho colorido, música, comida, algarabía, pero gente buena, atenta y servicial.

Un fuerte abrazo mi buen amigo.

Marinel dijo...

Viajar hacia sí mismos...
Habrá que no dejarse intimidar por el entorno y viajar hasta el final.
:)
Besos.

Laura dijo...

Así es, creemos que somos nosotros quien marcamos nuestros destinos...quizá en una época fuera de esa forma.
Pero cuando nos dejamos llevar por la Vida que nos Vive, se acabó el control...Quien dirige el viaje ya no es el yo, sino el YO SOY.
Toma tu tiempo, amigo. Cuando vuelvas, aquí nos encontraremos ¡ si Dios quiere !
Un abrazo.

Paloma dijo...

Nosotros creamos nuestro propio destino...
Se te echará de menos amigo Ernesto.
Un abrazo.

Raquel P.R. dijo...

Sin duda lo importante del viaje es la motivación de cada uno, ya sea "la Voz", la imaginación, el deseo.. pero siempre la felicidad.
Ojalá el nuestro, no termine nunca. Nos han enseñado a entender que todo tiene principio y final, tal vez por eso nos cueste tanto encontrar sentido a ciertas cosas, algunas veces.
Te deseo un feliz trayecto. Más lejos o más cerca, no importa, siempre cercana a tus pasos.
Un abrazo inmenso!!! nos vemos..

Meulen dijo...

el VIAJE
ES ALGO que todos hacemos en este derrotero de existencia...
algunos con más conciencia que otros sin dudas
muchos nos detenemos a pensar para proseguir
otros pasan de largo
hatsa que se dan cuenta

..................
llegar al fin sabiendo que fue bueno lo recorrido
es lo relevante

*******************
espero te vaya muy bien por donde vayas...
te esperamos
que la vida te sea propicia!

Belén Rodríguez dijo...

El viaje más productivo que se puede realizar.
Viajar hasta dentro de uno mismo no es fácil pero, cuando llegas a la meta, encuentras las repuestas que siempre quisiste encontrar.
Tómate tu tiempo que aquí te espero.
Un abrazo.

Universo dijo...

No hay guía más confiable que aquélla proveniente del interior. Es la voz que nos habla desde el corazón. Pues allí es donde se encuentra nuestra Guía.
Ernesto, hasta la vuelta!
Un abrazo.

AMALIA dijo...

Lo has descrito de una manera realmente preciosa.

Emocionante.

Hasta pronto. Aquí te esperamos.

Un fuerte abrazo.

Te de Ternura dijo...

Mi querido amigo: como siempre tengo que descifrar y comprender. Que puedo hacer si he salido así de "tontita"; así que necesito mi tiempo para asimilar; luego cogeré el bus, o no.... :)))))))))))))))

YoSueño dijo...

No hay algo mas hermoso que confiar en uno mismo eso que llamamos intuición,el destino y la vida nos marcan el camino.Un Fuerte ABRAZO
!!HASTA PRONTO!!

Fanny Sinrima dijo...

¿Qué te ausentas? Espero no haber perdido a un amigo. Te espero en la parada del autobús.

Un interesante texto, sobre viajes a nuestra intimidad. De vez en cuando se necesita dejar lo colectivo y retirarse al interior, en silencio, a ordenar nuestra casa.
Pero, no obstante, abro cada mañana mi ventana para que el ambiente de retiro no se enrarezca.En el exterior hay cosas bellas con las que engrandecer nuestra vida, como la amistad.

Un abrazo, amigo.
¿Cada cuánto tiempo pasa el autobús?

Piruja dijo...

Hola Ernesto, he tenido que abrir otro blog por culpa de algo que me da problemas que no me dejan muchas veces ni entrar en el y hoy otras personas ya ha tenido problemas también, aquí te dejo la nueva dirección, siento los problemas que te pueda causar:),

http://piruja56.blogspot.com.es/

Besos.

chusa dijo...

Hola Ernesto. Entiendo que necesitas de un periodo de reflexiòn, de soledad, en tu caminar en la fe, pero para mì (me pasa como a Ternura) el mensaje es algo crìptico. Me llega de él melancolìa.
Quizà soy de esos que van en el autobùs sin saber adònde o creyendo ilusionados que van a alguna parte. Espero que encuentres esa paz que buscas y cuando regreses te leeré con el interés de siempre.
Un abrazo grande de primavera perfumada :D

Patty dijo...

Cuando decidimos darle un vuelo nuevo a nuestra vida, es cuando emprendemos "EL VIAJE" empezar de 0, hacer de nuestras vidas unos bálsamos de luz, debe ser maravilloso y para lograrlo primero debemos tener las ganas de hacerlo... un beso Ernesto, hasta tu vuelta :*

jordim dijo...

El viaje interior es el más importante.

http://azulgenia.blogspot.mx/ dijo...

Es un viaje en el que en ocaciones se desea quedar estacionados en alguna parada del bus, pero hay que continuara abrir la puerta y conocer los nuevos panoramas del sendero.

A sido un placer la lectura.

Deseo que descanses y que regreses pronto.

Abrazos y mi saludo con gratitud por tu valiosa ayuda.

Te de Ternura dijo...

MI QUERIDO ERNESTO, espero que todo esté bien en tu vida.
DISFRUTA DE UN FIN DE SEMANA AGRADABLE Y PRIMAVERAL EN TU VALLE :)))

Sneyder C. dijo...

Hola Ernesto, el viaje que iniciamos nos lleva en busca de nuestro destino, tiene infinidad de paradas que nos van haciendo crecer y conocernos a nosotros mismos…A veces es duro, otras nos lleva por serpenteantes caminos de dolor….Pero el destino nunca sabemos los que nos guarda….Quizás eso haga que la vida sea tan apasionante.

Un inmenso y cálido abrazo

Charo dijo...

Querido amigo Ernesto : Todos estamos " embarcados " en esta aventura que es vivir y muchas veces buscamos un tren o un bus con la idea de que nos lleve a algún lugar , buscamos siempre en el exterior ¿te das cuenta? sin embargo , se trata de hacer un viaje a nuestro interior , llegar hasta allí para descubrir nuestro verdadero " yo" , nuestra auténtica esencia , la que nos conecta con todo el Universo y nos hace sentirnos uno con todos.
Es muy importante hacer ese viaje para saber realmente quienes somos . Escucha siempre a tu corazón , Ernesto , él nunca se equivoca porque es quien traduce tu propia voz interior y quien te guía.
Te vamos a echar mucho de menos pero se que esto es muy importante para ti , te esperamos . Ven cuando puedas .
Un abrazo cálido y lleno de cariño .

Lola dijo...

Hola Ernesto, hace un tiempo yo también describí un viaje a mi interior, y escribí lo difícil y duro que era hacer ese viaje, es un viaje en solitario donde solo surgen preguntas sin hallar las respuestas, tu escrito es un viaje al interior de otra manera, aun así es un viaje para hacer siempre que se pueda de la mano de alguien a quien quieres y sepa ayudarte en tus silencios.
Espero que si no puedes entrar a publicar no sea por causas malas, ya sabes que pasándolo mal (como me pasa a mi ahora) escribir y visitaros me ayuda en esos días que me puede la tristeza, a si es que espero que pronto todo sea normal. Un abrazo amigo.

Piruja dijo...

Hola Ernesto, ese autobús en donde vamos todos que no es si no nuestro recorrido en la vida cuando menos lo pensamos nos bajamos de el o es el el que nos baja, unas veces con la suerte de que pase de nuevo y sigamos el recorrido y otras pues nos quedamos en lo que es nuestro destino, como dice la ultima frase nosotros ponemos las ruedas y El ya se encarga del resto:)

Espero que esa ausencia que dices no sea por motivos de salud si no de falta de tiempo, de todas formas te voy a echar de manos:), cuidate mucho y hasta pronto.

Quiero darte las gracias por las molestias que te has tomado en dejarme lo que hay que hacer para poder hacerse seguidor en el blog, lo he echo y sigue igual, a muchos sigue sin dejarle hacerse seguidores, ya he visto que tu has tenido suerte y ya lo eres y te lo agradezco muchísimo:), los demás seguiremos intentándolo ya que no es solo en mi blog si no en muchos mas y personas diferentes, por lo visto es problema de bloger, lo seguiremos intentando, gracias por todo de verdad:)

Besos.

Marina-Emer dijo...

yO HE VENIDO SOLO PARA SALUDARTE Y ME ENCUENTRO QUE TE VAS UNA TEMPORADA ...RECUERDO QUE LA OTRA VEZ TE DESPEDISTE DE MI Y ESTA TE HAS OLVIDADO.
BUEN VIAJE Y NO ME OLVIDES SABES LO MUCHO QUUE TE QUIERO...UN GRAN ABRAZO Y BESOSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSSMI QUERIDO AMIGO ERNESTO...FELIZ VIAJE
MARINA

Candela Martí dijo...

Ernesto, te reconozco en tus palabras y en tu mensaje. Un placer estar aquí y poder seguir conociéndote a través de tu voz literaria.

Deseo que este descanso sea positivo en todos los sentidos.

Mi abrazo.

Marina Fligueira dijo...

¡Hola, Ernesto!!!

Nos dejas un relato muy interesan te y casi real.
Todos desde ese momento en que nacemos: emprendemos el viaje de la vida. En este caso es el autobús; pero bien puede ser un barco; el barco a lo largo de la vida se irá llenado con nuevos pasajero que subirán abordo y ocuparán sus asientos. Acompañándonos en el trayecto de navegación al rededor del mundo; y,haciendo escala en cada puerto.
Unos se bajarán y se quedarán y lloraremos por ellos, pero la vida sigue y notros volvemos a subir a bordo y seguir navegando contra viento y marea, contra "tormentas y tempestades"luchando siempre por la supervivencia.
Porque así es la vida, un continuo oleaje de subidas y bajadas dando bandazos, muchas veces buscando la paz del alma y un aceptable destino.

Bueno perdona que en haya enrollado.
Ha sido un placer pasar por tu casa y leer este relato espejo del alma de muchas personas.
Te dejo mi gratitud y mi estima.
Un beso y se muy muy feliz.

Ángela dijo...

Poner las ruedas en movimiento con la ilusión de avanzar... Para qué más? Y el destino uno mismo, no falta nada.
Pues estés donde estés y hagas lo que hagas, por aquí está tu presencia. Que seas feliz.
Un abrazo

Entre palmeras... dijo...

Espero sea una simple estadía en ese viaje interior y que después vuelvas al camino donde las letras se encuentran rumbo a la luz.

Saludos muchos, Ernesto

Entre palmeras... dijo...

Bellísimo tema musical...

estrella en el ocaso dijo...

Hola Ernesto, que linda reflexión! Que rico el sentimiento cuando percibimos y escuchamos la voz interna, esa que sabiamente nos dice que es el momento de bajarse del autobús porque un destino ha llegado al final del trayecto. Y sí, estar conscientes de la vida nos enseña asumir y a transformarnos… A transformarnos llenos de sentimientos ricos que nos dejan un buen sabor de boca.

Saludos y feliz tarde.