No busques la verdad; simplemente, deja de atesorar opiniones... Si quieres conocer la verdad, entonces no sostengas opiniones ni a favor ni en contra de nada. Establecer lo que te gusta frente a lo que no te gusta es la enfermedad de la mente.- (seng-ts'an)

http://www.oshogulaab.com/ZEN/TEXTOS/HSINHSINMING.htm

domingo, 4 de septiembre de 2016

Septiembre...

La trilla, la cosecha, el ciclo de la vida...

Ayer se oyeron en el valle los primeros cantos de otoño de los petirrojos. También esta mañana. Es un canto especial que se oye en esta época..

Y es que la vida sigue! Finaliza el verano y empieza un nuevo curso. Y no sólo para estudiantes.

Quien más quien menos tiene por delante un pequeño mundo de compromisos, risas, obligaciones, trabajo, responsabilidades, juego y, cómo no!, alguna lágrima. Todo un itinerario personal a enfrentar. Y que como los cursos de estudiantes suponen aprendizaje y esfuerzo. Que no sacrificio. Si bien éste puede darse...

¡Es la vida! Un día más, un año más, un ciclo más…

También la gota de lluvia que cayó en primavera en las montañas del valle ha llegado ya, vía caudal del río, al siguiente punto de su caminar: el mar. El siguiente será ascender de nuevo a las nubes, vía evaporación, para de nuevo volver a caer en invierno.

Y así per saecula saeculorum. (por los siglos de los siglos… amén!)

¿Ciclo interminable? ¡En absoluto! Largo sí. ¡Larguísimo! No en vano el agua, la lluvia, los ríos y el mar han acompañado al ser humano desde la noche de los tiempos.

Pero ¿y el ser humano? ¿Cuándo finaliza su deambular?

La pregunta es buena! La respuesta, cada quien encontrará una a su gusto.

Al fin y al cabo la Vida lleva su propio ritmo. Natural. Quienes se adaptan a él, fluyen, despiertan… ¡llegan!

Quienes escogen otro, a su gusto, que también está dentro de la órbita de la Vida, ¡cómo en la noria!, vueltas y vueltas y vueltas…

_______________._______________

Un amigo mío decía hace muchos años que “Hay un Orden y un ordencito”. En clara alusión a quienes se apuntan a uno o a otro.
_______________._______________

36 comentarios:

Rosa B.G dijo...

Hola, quizás el reposo de los días de vacaciones y el ir "creciendo interiormente" nos vamos dando cuenta de lo que es el orden y el ordencito. Vamos tomando nota de lo que es importantísimo, importante o supérfluo.
No me dibujes septiembre tan "cuesta arriba" que ya lo tenía medio encauzado jajaja.

A ver que depara este regreso a TODO. Lo que queramos que sea,será.¿Para qué anticiparse?

Elda dijo...

Un nuevo otoño, otra estación en el ciclo del tiempo por donde pasaremos si es ese el destino, recorriendo el mismo camino, quizás un tropezón, una flor, un rosal entero, quizás un agujero... y amén, jajaja "qui lo sa".
Me encanta como lo cuentas todo tan bonito, pero claro, luego terminas filosóficamente, ahí, donde hay que mojarse. Pues no, yo no me apunto a ninguno, voy derechita donde van los de mi mundo, jajaja.
Un placer Ernesto y un abrazo.

AMALIA dijo...

Llega un nuevo otoño. Y la vida va pasando.

Te deseo un mes de Septiembre muy feliz.
Un abrazo

Ino dijo...

Hola Ernesto

Tu escrito tiene el cálido color dorado de las hojas hojas que hacen arrullos por los caminos, el tintineo del agua acariciando las rocas, el olor del pan recién horneado y la melancolía de un cielo en el ocaso

Muy bonito septiembre, si me permites con sabor a pueblo, con miras a la vida

Ángela dijo...

Ernesto destaco en tus palabras "que no sacrificio".

Existe una extendida mentalidad o creencia, no lo sé, de que la vida es un sacrificio, hay que sacrificarse por...
Para mí la palabra sacrificio lleva implícita la connotación de víctima...
En mi vida estas palabras las traduzco por "decisiones", con todo lo que en sí conllevan.

Y buena pregunta, sí, que no está fuera ni en los demás, la respuesta.
Tal vez en el corazón, se puede ir encontrando lentamente dicha respuesta.
Un abrazo.

Marrubi dijo...

Me encanta entrar en este blog.
Leerte mientras escucho la música que suena en él.
Me gusta, entre otras cosas, porque te "veo" natural, igualito que la vida. Porque lo expresas todo de manera sencilla y clara.
Y ¿Sabes? tus letras también están cargadas de música y ésta que escribes es un precioso regalo.

Siempre que vengo, salgo con una gran sonrisa. Gracias por ello.
Un abrazo y que tengas un buen comienzo de semana.

maria cristina dijo...

La rueda de la vida gira y gira, a veces más lento, a veces más rápido, todo tiene su explicación en este milagro que vivimos, un abrazo Ernesto, hermosa la música!

Maria Rosa dijo...


La vid es un continuo aprendizaje, gracias a Dios que podemos vivirlo y realisarlo. Un círculo que se renueva cada estación, así como el otoño marca su temperatura y actividad en el norte, en nuestro hemisferio sur la primavera hace renace las plantas, los sembrados y nuestra sangre renueva la fuerza en su caminar.

mariarosa

Maripaz dijo...

Me ha encantado como describes ese cambio de ciclo, porque me recuerda a la zona donde vivo y siento nostalgia.
Estoy pasando un mes en Pamplona en casa de mi hermana,con intención de venirme a vivir aquí en breve tiempo, y me esta costando hacerme a la idea.
Tus escritos, querido, Ernesto, destilan poesía de la buena, y dejas en ellos la mayoría de las veces, ese puntito de filósofo que me encanta.
Besos.

Mari-Pi-R dijo...

Septiembre marca un cambio de estación el final de las vacaciones, los niños al colegio y las tiendas que te ofrecen la ropa del otoño, pero también es un mes muy caluroso o fresco según en donde te encuentres a mi me gusta pues encuentro que los días son muy agradables y que uno todavía disfruta del verano.
Un abrazo.

Sneyder C. dijo...

Hola Ernesto. Gira el mundo gira…
Creo que todos pasamos por lo mismo, parece que todo vuelve a empezar, abrimos un nuevo ciclo como cada septiembre después de las vacaciones, aunque a veces el destino nos lleva por otros caminos…


Un cálido abrazo

Raquel P.R. dijo...

Precioso septiembre anunciado por petirrojos, aliñado por tu presencia y tu hermosa cotidianidad.
Sin duda es bonito Septiembre, el ciclo sigue y se va tornando de giros, de cantos, de colores... Se oye la voz del ser humano con la misma intensidad que viento obstinado mueve las olas del mar. Vamos llegando mi querido Ernesto, sin dejar de vivir ni sonreír.

Tengo aquí guardado otro abrazo de septiembre, creo que me va apeteciendo ponerles nombres a todos, y cuando por fin te los consiga dar, el juego será divertido si logro recordarlos todos. En fin, que es hermosa la vida cuando la decoras con tu sonrisa.

Yayone Guereta dijo...

El mundo no cesa y gira y gira en su espacio infinito, hagámoslo más bello, si cabe...

Saludos, Ernesto.

Hola, me llamo Julio David dijo...

Quiero rescatar y subrayar la cita de tu amigo: "Hay un orden y un "ordencito"". ¡Sí, ciertamente! Y qué gran hombre para saber abrir los ojos con una sentencia tan sencilla.

Más saludos, Ernesto!

http://azulgenia.blogspot.mx/ dijo...

Por fin se despedimos el mes de agosto, un mes que me a dejado una triste marca en mi vida y corazón de madre.

Me gusta la imagen que muestras en el parrafo este que cito a continuación.

(También la gota de lluvia que cayó en primavera en las montañas del valle ha llegado ya, vía caudal del río, al siguiente punto de su caminar: el mar. El siguiente será ascender de nuevo a las nubes, vía evaporación, para de nuevo volver a caer en invierno.)

Ascender para caer de nuevo en invierno renovada como agua fresca y clara, me ha inspirado ese parrafo que si me lo permites tomare algo de el para escribir un poema quizas mencionando también el mes de septiembre :).

Un placer visitar y disfrutar la lectura de tus bellos textos.

Un fuerte abrazo.

lunaroja dijo...

HOla! He estado ausente muchos días,así que de a poco me voy poniendo al día! Me has encantado,como siempre! Un abrazo fuerte!

Tesa Medina dijo...

Curiosa como soy busco en Internet el canto del petirrojo, hermoso. Ahora todavía disfruto más imaginando tu valle anunciando el otoño.

Otro ciclo más, ¿no se podrían saltar el verano? O permitir que lo pasara cual oso en su madriguera.

¿Cuando acabamos de deambular? No sé, no creo en el más allá, así que imagino que cuando nos desconectemos del más acá. En sentido más poético, creo que el hombre muere cuando se rinde, cuando no siente emoción ni curiosidad por nada.

Sigo escuchando al petirrojo de fondo... y sonrío mientras miro la foto de la trilla, narices que mayor soy, he montado en un "modelo" muy parecido de pequeña.

Me relaja mucho pasar y leerte, Ernesto, siempre y, a pesar de mis bromas, me haces reflexionar.

Un abrazo,

CRISTINA dijo...

Hola Ernesto, cuantos recuerdos me trae esa foto de la trilla. La vida es un proceso lleno de barreras, y desafíos, pero nada es imposible si tenemos fe y buena actitud.
Un grande abrazo.

Antony G. Martínez dijo...

Septiembre y otoño. Otoño y septiembre. ¿Qué más dará el orden del factor, si no altera al producto?
Un poema precioso, se lea diestro o derecho.

Atentamente,
Un diario personal más

AMALIA dijo...

Feliz fin de semana.
Un abrazo

Marina-Emer dijo...

VENGO A DARTE LAS BUENAS NOCHES ....HASTA MAÑANA Y QUE DESCANSES.
BUENA MUSICA TIENES .
UN GRAN ABRAZO

CÉU dijo...

Hola, Ernesto!

Una entrada cayada de talento y inteligência. Gracias!

La vida es miemo assi. Termina el verano y começa o outono y con ele la naturaleza y nós adquirimos tons, colores y humores diferentes.
No me gusta, pero tem de ser. O movimento de translação da tierra continua su destino.

Abrazo y bon fin de semana.

Julia L. Pomposo dijo...

La vida se renueva con cada ciclo y en cada uno de ellos aprendemos algo nuevo, como los colegiales con cada curso.
Me ha gustado recorrer ese campo contigo.
Abrazos

FDG - El Señor de Monte Grande dijo...


La vida en su constante movimiento como las estaciones del año, en este lugar del mundo es agradable ver como va cambiando la estación y se acerca la primavera, como la vida de etapas frias a el tibio despertar de las gotas de rocio primaverales.

Un abrazo desde MG

Magdeli Valdés dijo...

que increíble es el Planeta
Mientras aquí en mi tierra florece los jardines ...ya llega primavera
así es la cosa...
pero todo igual es la belleza de la natura como lo mismo...
en todos los momentos brilla el mismo sol!

María Socorro Luis dijo...

.Gabon, Ernesto.

Hermosas tus palabras como el canto dulce de los petirrojos. Dan calma y paz. Se acerca el otoño y la vida sigue... El "hasta cuando" no me preocupa demasiado.

Como Tesa yo también monté en modelos parecidos -un poco mas modernos que el de tu imagen-

Un abrazo y felices sueños.

Soñadora dijo...

Setiembre....por acá empieza la primavera, brotes en el jardín, canto de aves, rayos de sol, llovizna ligera, friaje nocturno, esperanza viva.
Un abrazo amigo Ernesto!

Ernesto. dijo...

Egun on Soco.

Pues parece que Tesa y yo hemos montado en el de la imagen. En mi caso, que no en el suyo, en 1952/53. Después también en 1964. Un placer de niño. Una maravilla entonces y hoy por los recuerdos que conlleva.

En cuanto al "hasta cuando", ni reloj ni calendario tengo... Si acaso el primero de la fila cuando toque!

Un abrazo. Buen domingo soleado.

María Socorro Luis dijo...


Buen domingo también para ti, Ernesto.

Un placer de niño... Creo que era una de las cosas que mas me gustaba de los veranos de las vacaciones. Y yo fui niña durante muchos años...

Encantada de saludarte.

Estelas de vida. dijo...

Pues sí, me encanta pasarme por aquí. siempre interesante. No sé si he escogido el Orden o el Ordencito, pero lo que sí sé es que Septiembre para mí es el mes más bonito del año y aquí estoy, disfrutando todo lo que puedo y mis percepciones me permiten. Un abrazo.

Marina Fligueira dijo...

Hola. Perdona mi intrusión en esta tu casa, te he visto en un blog donde yo entro y me dije, voy ver... Y bueno, leerte es una monada es pasar un rato súper agradable.

Sabes, la imagen me trae recuerdos de mi infancia adolescencia y juventud, me he subido en ese "carruaje" y me agarraba al rabo de la vaca. Ahora todo o casi todo está lleno de matorral y en verdad te digo que me da mucha pena cuando voy a dar una vuelta por mi bonito valle.


Es verdad que se va el verano y nos abre la puerta el otoño, la vida sigue su curso y como nada es eterno en este mundo, unos volverán a ver la primavera como las dulces golondrinas, mas otros volarán, o mejor dicho volaremos hacia la galaxia azul.
Sin duda el Ser, no es perenne y, no digo nada nuevo. ¡Pero lo humano, por favor qué se quede! Y que lo siga siendo por millones de años. Es tanta la falta que hace…

Ha sido un inmenso placer pasearme por tus letras.
Bellísima la música. Un saludo muy cordial. Feliz domingo.

Marina Fligueira dijo...

¡Si, es verdad que no es la primera vez que entro en tu blog y tú en el mío! Estuve viendo entradas antiguas y efectivamente así es.
Y si he recordado que Mª Jesús me había hablado de tu bonito espacio, mas claro está que nos hemos distanciado y no sé porque, o si lo sé! Porque me van quedando otros blogs amigos atrás; y es que voy despacio cuelgo algo de tarde en tarde y eso hace que las personas no pasen por mi blog y me voy olvidando sin querer, por su puesto.
A veces los contratiempos, los años que también influyen... Hacen que pasen estas cosas. Haber si no perdemos la comunicación, por mi parte no.

Y también tengo algún correo tuyo enviando: hoy mismo envié un correo marqué la e, de Emilio y me apareció Ernesto: aunque tengo algún Ernesto más, me puse a leerlos todos y aparecieron unas letras tuyas y enviadas hace ya mucho tiempo, y mi contestación.

Un besito y perdona mi rollo.
Feliz semana y mi gratitud.

Marina-Emer dijo...

Ernesto ya publiqué la presentación del libro de mi hermano.un abrazo

Olga Porta dijo...

la rueda de los ciclos es muy latga, debemos estar pteparados y bien equipados para ese ir y venir...

Un abrazo.

Ernesto. dijo...

Hola Olga.

Intento acceder a tu blog, perfil, etc., pinchando tu nombre y me deriva a una página de Google+, de nuevo formato, en la que sigo sin ver el medio para llegar hasta ti. No estoy en Google+, ni quiero, dadas las dificultades que ocasiona. En mi perfil de Blogger, blog, está mi correo por si deseas contactar conmigo.

Un abrazo.

PD: Este nuevo formato parece ideado para que la gente se apunte, por activa o por pinchar donde no debe, a Google+. Y ahí algunos no estamos.

lillymarmat dijo...

No soy muy aficionada a filosofar como tú, pero me gustó como pintas el final del Verano y el principio del Otoño y de nuevas responsabilidades. Me gustó que compares en cierto modo la vida con un curso que requiere esfuerzo y aprendizaje. Pienso que nos pasamos aprendiendo toda la vida y que es Dios el que nos toma el examen final. Si sacamos mala nota, no podemos entrar al cielo. Pero, en realidad, eso de aprender y aprender no nos sirvió de mucho. Cuando sentimos que ya estábamos listos para aplicar lo aprendido, nos morimos ja ja