No busques la verdad; simplemente, deja de atesorar opiniones... Si quieres conocer la verdad, entonces no sostengas opiniones ni a favor ni en contra de nada. Establecer lo que te gusta frente a lo que no te gusta es la enfermedad de la mente.- (seng-ts'an)

http://www.oshogulaab.com/ZEN/TEXTOS/HSINHSINMING.htm

viernes, 7 de octubre de 2016

...la vecina del 5º.


Para toda acción hay una reacción igual y opuesta. Para toda fuerza aplicada hay una fuerza contraria de igual magnitud. El ”mundo”, el universo, maya (ilusión) solo existe en virtud de la resistencia que se le opone: si empujas contra ello, ello empuja de vuelta.
La única vía a la libertad es la rendición… Dejas de empujar, de autoafirmarte, y la ilusión deja de empujar de vuelta, deja de autoafirmarse. Deja de empujar, de poner energía en el sistema, y no habrá energía en el sistema para empujar de vuelta. Deja de contar la historia, y sin la constante aportación de energía la historia se desvanecerá. Para de crearla.
David Carse. Perfecta Brillante Quietud, página: 255.

Nuestra vecina del piso de arriba nos hacía la vida difícil con sus aportaciones a la convivencia… No tenía, o no le funcionaba, el centrifugado de su lavadora y tendía la ropa chorreando en su terraza. Conclusión, nuestra terraza empapada y todo lo que hubiese en ella, personas incluidas, salpicadas. Cuando no sacudir sus alfombras a cualquier hora sin tener en cuenta si estábamos en la terraza o no. Llamadas de atención, etc. Poco podía hacerse… “En Madrid estas cosas se hacen así” solía responder.

Por aquel tiempo nos movíamos, a nivel particular, nunca pertenecimos ni asistimos a grupos de nada, en lo que puede catalogarse de Metafísica espiritual. Ciertos libros llegaron hasta nosotros y nos fueron dando (suceder) otra perspectiva de las cosas y la vida. Que por supuesto aplicamos con diligencia pues veíamos los cambios que se producían en las nuestras. Oración, bendición, perdón, aceptación. Decretos mil que hacían que las circunstancias fuesen otras. Hoy todo eso está trascendido. Pero fueron en su momento como los peldaños de una escalera que nos iba sacando (suceder) de ciertas situaciones. Haciéndonos avanzar, por decirlo de alguna manera.

El caso es que trabajamos esa dinámica con dicha vecina… Al cabo de varios meses le pregunté a mi esposa: ¿sigue viviendo P… arriba? ¡Había desaparecido de nuestras vidas! Por supuesto hoy sigue residiendo en su casa y mantenemos una agradable relación.

Aquietarse, en todos los aspectos, es la clave para que el suceder natural fluya y…, no siendo ya nosotros quienes actuamos, permitimos que las cosas sucedan de otra manera. Además esta forma de vida/aceptación nos libera de toda responsabilidad. Da gran libertad, serenidad y paz.

Y es el camino perfecto. Aunque hoy transites por otros que no lo parezcan...

-”Pues para como está el mundo hay que reconocer que lo que explica parece fuera de lugar…”
-”¡No le quepa la menos duda que lo está!”
-”¿Entonces?”…
-”Sálgase del mundo!”
-”¿Cómo puede uno salirse del mundo. Cómo aislarse de lo que sucede… Cómo dejar de ser uno mismo?”
-”El ”mundo”, el universo, maya (ilusión) solo existe en virtud de la resistencia que se le opone: si empujas contra ello, ello empuja de vuelta.”
_______________._______________
Todo esto es el significado de aquellas palabras:
Aquiétate y sabe que YO SOY Dios”.
_______________._______________

19 comentarios:

maria cristina dijo...

Muy sabio Ernesto, puse en marcha ese método de apartarme del problema hace un tiempo con mis vecinos del piso superior y su perrito meón, al principio todo seguía igual, pero desde hace un tiempo ya no encuentro la chorreada y el olor nauseabundo al abrir el balcón. Por supuesto está dañada la protección, eso habrá que repararlo, pero parece que da resultado mirar por encima hacia el horizonte, un abrazo!

Maria Rosa dijo...

Comienzas con una de las leyes de Newton.

"Tercera ley de Newton o principio de acción y reacción. La tercera ley de Newton establece que siempre que un objeto ejerce una fuerza sobre un segundo objeto, este ejerce una fuerza de igual magnitud y dirección pero en sentido opuesto sobre el primero".

Y le agregaste la capacidad del ser humano para razonar y mejorar su vida.

mariarosa

Yayone Guereta. dijo...

Al principio me pareció un trabalenguas, más el escrito en sí, es pura reflexión de propio concepto, si hay una acción, la respuesta es una reacción similar, dicho esto, en mi léxico más mundano, la vecinita de marras dio por saco lo que quiso, más con paciencia y templanza, las aguas (no con las que regó) fueron un remanso de tranquilidad.

P,D:
Querido "profe", el próximo escrito-relato, que sea más fluido, no haga pensar mucho aquesta rubia teñida cabecita ;P

Un beso, Ernesto.

SÓLO EL AMOR ES REAL dijo...

Gracias hermano...Tienes razón. Rendirse, entregarse a la voluntad de Dios, aceptar las cosas como son y no como quisiéramos que fueran...
Ese es el camino
Gracias por tu generosa luz
Isaac

Marina-Emer dijo...

Que razón tiene tu relato...los vecinos sería largo de contar ya que he tenido vecinos de todas clases ...algunos hasta venir a pedirte la escalera para limpiar sus cristales y devolverla llena de barro y porquería y un vecino que no tenia el gas bien ,llamó para que le dejara ducharse y yo que me encontraba sola me tuve miedo y le dije que no podía ...que no lo veía correcto ...y de juergas que formaba hasta las tantas ,menos mal que se marcho ...
bueno Ernesto un abrazo

Elda dijo...

Perfectamente entendido el texto de David Caser, pero muy difícil de llevar a cabo. El instinto es que si te atacan, atacas... de ahí las guerras, y de ahí el dicho de: dos no pelean si uno no quiere. Pero es tan emocionante tener emociones de todo tipo, sino la vida sería demasiado plana.
Mirándolo desde mi punto de vista, cuando uno envejece, (sin tener estas reflexiones en las que nos sumerges),todo cobra menos importancia porque el ímpetu de la juventud se ha ido.
Buen ejemplo el de la vecina para tu (filosofía).
Un abrazo.

Ángela dijo...

Ernesto, diría que tratas hoy un tema vital.
Especialmente me atrae, porque me ha costado llegar a su comprensión y vivencia.

Las cosas en la vida, simplemente pasan, pero la resistencia lleva a un estado de sufrimiento mucho peor que el dolor en sí.
Porque el dolor es puntual, viene y se va, sin embargo el sufrimiento es como cargar con una mochila a cuestas, impregnando la vida toda con ese matiz, con una desgracia que fabricamos de una realidad que no existe.
Y dejar de resistirse no es resignación ni pasividad, es aceptar y comprender.

No resistirse es respetar la realidad tal cual, y en este otoño que ahora nos toca vivir, observar detenidamente cada textura, cada color, cada imagen sin pretender cambiar nada.

Y de este vivir sin resistencia se desprende la paz, el vivir sereno.

Un fuerte abrazo.

Maru dijo...

Es cierto y bastante fácil de entender, si empujo algo que va contra mi, estoy haciendo el esfuerzo yo y encima el obstáculo cada vez será más difícil de vencer. Trato cada día de llevar a la práctica esta máxima que no es fácil, pero poco a poco, como un estiramiento del cuerpo que no te sale, si cada día lo ayudas a ceder un poco más, lo consigues, es lo mismo con la mente, es cuestión de consciencia. Un abrazo, Ernesto.

Mari-Pi-R dijo...

Creo también que no nos tiene que afectar mucho todo lo que nos molesta, pues uno deja de vivir y los problemas de vecinos se agravan cuando uno los tiene mas presente.
Un buen domingo.

CRISTINA dijo...

Hola Ernesto, la aceptación y el permitir, y sobre todo el perdón, hace que todo fluya de forma natural. No digo que no haya que luchar por las cosas, pero muchas veces en vez de dejar que todo fluya, nos empeñamos en que las cosas sucedan a nuestra manera.
Un grande abrazo.

AMALIA dijo...

Hay que saber aceptar las cosas pero a veces hace falta mucha paciencia.

Un abrazo. Feliz comienzo de semana

Isabel dijo...

Lo de aquietarse se aprende con la edad, a mí me ha pasado, aunque a veces hay brotes, jejeje...
Gracias por tu atenta visita a mi blog.

Noite de luna dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
Magdeli Valdés dijo...

Interesante...
vivir pendiente de otros y no de uno mismo
eso es lo que consume a muchos en el hoy...amén de tratar de seguir esos pasos...
y olvidarse d e lo importante
en lo que somos capaces nosotros mismos...

seguro que la edad te va dando esa sapiencia...
espero que para al´´a caminemos siempre...

todo es la vida .

Hola, me llamo Julio David dijo...

Qué inspirado estabas al momento de escribir esto, Ernesto. Y te lo agradezco, porque es cierto: el mundo existe en la medida en que nosotros, como individuos, le damos importancia, le prestamos atención, a las cosas que nos rodean y nos molestan. Pero si dejamos de lado la obsesión por centrarnos en esas cosas que nos molestan, inmediatamente, como por acto de magia, encontramos paz. E, incluso, un sentido superior de empatía e inteligencia. Cuesta, pero es posible. Creo.

Por ejemplo los homofóbicos: los homofóbicos están todo el día pensando y pensando y pensando en los homosexuales: ese pensamiento los domina y al final los termina contaminando. ¿Resultado? Quieren eliminar a los homosexuales porque, en el fondo, lo que quieren es eliminar ese pensamiento ruidoso e insistente de su propia mente y que no los deja en paz.

Más saludos!

Olga i Carles (http://bellesaharmonia.blogspot.com dijo...

Entre vecinos hay tanto y tan poco.
Hay saber valorarse y ayudar en justo equilibrio.


Un Abrazo.

María Socorro Luis dijo...


Tal vez la vecina del 5º, solo quería llamar la atención.

Abrazo de otoño, Ernesto.

MAR dijo...

La convivencia es díficil incluso muchas veces con los que queremos.
La paciencia es un don y el no molestar a los demás una responsabilidad que no todo el mundo es capaz de cumplir.
Muy entretenido tu post.
Un abrazo grande
mar

MAR dijo...

PDTA
Yo le hubiese tirado un balde de agua para ver si le gustaba jajajajjajaja
no tengo tanta paciencia y a veces soy bastante impulsiva jajajaj
mar