No busques la verdad; simplemente, deja de atesorar opiniones... Si quieres conocer la verdad, entonces no sostengas opiniones ni a favor ni en contra de nada. Establecer lo que te gusta frente a lo que no te gusta es la enfermedad de la mente.- (seng-ts'an)

http://www.oshogulaab.com/ZEN/TEXTOS/HSINHSINMING.htm

miércoles, 16 de diciembre de 2015

La navidad de las ranas.


-Quiero celebrar la navidad de las ranas.

-¡Ah! ¿Pero las ranas celebran la navidad?

-¡Claro, cómo todo el mundo!

-¡Nunca lo había oído! Y dígame ¿cómo lo hacen?

-¡Pues como todos, como todo en estas fechas!

-Bueno, seguro que está de broma. ¿Cómo van las ranas a celebrar la Nochebuena, la Navidad, el espíritu navideño, la venida de Jesús?…

-¡Ah! ¿Se refería a eso? ¡No no! Lo que yo quiero celebrar es el día 24, el 25, el 31 y el 1 del año que viene con la misma tranquilidad y realismo, naturalidad, que lo hacen las ranas. Que por otro lado no se distingue de ninguno de los otros días del año. Ni tan siquiera son conscientes de ellos… Viven su esencia, su razón de ser sin más preocupación, si alguna tienen, que la de croar en noches de luna llena.

-Pues vaya visión simplista que tiene usted de la vida. Y no digamos ya de cosas entrañables como la celebración de aquel que nació en estas fechas para redimir al mundo.

-Sino fuese por los anuncios de “El Corte inglés” y las luces que se ponen por las calles en estos días dudo mucho que nadie se acordase de aquel hombre que nació para enseñar algo a la humanidad. ¿Sigue usted alguna enseñanza de él?

-¡Hombre!… Algunas sí. Lo intento… Como la mayoría, supongo. ¡Qué sería de este mundo sin él!

-Lo que debería preguntarse es qué es de este mundo con él. Aunque en realidad él y el mundo poco tienen en común. Ustedes celebran el nacimiento de aquel niño en un día, mes y año que nada tiene que ver con su realidad. Ni nació un 25, ni nació en Diciembre, ni nació en el año cero. Tal vez unos seis años antes. Si bien es cierto que Jesús nació, pero no de virgen alguna, y tiene su relevancia, así como sus enseñanzas, la humanidad ha ido adaptando su imagen y mensaje a su propia conveniencia durante siglos. No pretendo ser irrespetuoso, ¡no lo soy! Pero tal vez debería reflexionar si lo que celebran y a lo que adoran no es más que una entelequia creada a golpe de olvidos, creencias e intereses. Cuando no imposiciones a sangre y fuego.

-Bueno, he de reconocer que tal como lo pinta, y sin que ello suponga que me convenza de nada, tal vez tenga usted razón, y de paso las ranas, en pasar estos días con otro talante. No en vano me hago una idea al respecto… Entre el bullicio y el revuelo que el mundo crea, y padece, no parece descabellado irse al estanque de las ranas donde el croar es más natural que el que se oye en el mundo de los humanos.

23 comentarios:

Ángela dijo...

Pocas palabras. De acuerdo con el croar de las ranas.
Felices días todos y feliz Navidad Ernesto.
Un fuerte abrazo.

maria cristina dijo...

Croac...croac... Muy buen 2016 Ernesto!

Magdeli Valdés dijo...

Supongo el entendimiento
es saber distinguir de que vamos haciendo en estos días
que no hacemos en otros días del año
cuando al fin debería ser como siempre el repique de campanas en la bondad y el amor
debería ir amarrado por siempre en el vivir ...sobretodo del creyente y del que señala tener una fuerte concepción valórica de lo humano y divino...

Por mi parte te deseo que pases lindas fiestas!

Cecy dijo...

Quizás ese señor haya sido una especie de hippie de la época, y no lo digo por el cabello largo, que seguramente enamoro mas de alguna, pero si hacerlo mas humano y diferente, como las ranas, hace que su croar siempre se recuerde y deje ese halo de magia alrededor de algunas mesas donde se intenta buscar la paz de la noche buena.

Abrazo

Mari-Pi-R dijo...

Buen dialogo, me ha gustado y a la vez me hace pensar.
Lo cierto que uno se pregunta que es la navidad para cada individuo y en donde hay la verdadera esencia de ella.
Ya muy cerca estamos con lo cual aprovecho para dejarte mis mejores deseos de felicidad y paz en tu hogar.
Un abrazo.

SÓLO EL AMOR ES REAL dijo...

Cuanta verdad amigo!! En estas fechas lo último en recordarse es a aquel magnífico hombre de Belén, todo es ruido, luces, gritos, licor, consumismo y de Aquel nada....Gracias por recordárnoslo...

Razón y Corazón

Isaac

AMALIA dijo...

Muy reflexivo tu escrito.
Muchas gracias por todo.
Te deseo una Navidad muy feliz.
Un abrazo fuerte.

chusa dijo...

Yo también me siento muy cercana al mundo de las ranas: me gusta vivir en el campo y siempre en contacto con la naturaleza que me inspira. Y sì, la Navidad solo està en los corazones de quien siente el calor familiar aunque esté en la distancia. Lo demàs son manipulaciones para algùn fin
Muy bonito el diàlogo de ranas que has construido Ernest y ya siento su croar en el agua...
feliz Navidad en buena y càlida compañía, un abrazo amigo
p.d: casi coincidimos en el tema :)

MAR dijo...

Yo, quiero celebrar contigo, con las ranas, con la sonrisa de los niños, con las estrellas latiendo en el cielo.
Que el mayor regalo sea, un abrazo, un beso, la unión familiar, la amistad y por sobre todo que reine el bien sobre el mal.
Mi cariño para ti y PARA TODOS SIN DEJAR NADIE AFUERA....FELIZZZZZZZZZZZZZZ NAVIDAD.
Besos
mar

CRISTINA dijo...

Un texto muy reflexivo, y me ha gustado mucho el dialogo de las ranas. Ernesto, Feliz Navidad, que el amor de tu seres queridos sea tu mayor cobijo.
Un grande abrazo!

lunaroja dijo...

Preciosa entrada! Como siempre,no defraudas!

maria del carmen nazer dijo...

Querido amigo
¿Me permites celebrar con las ranas ?...
Me encantó. Un relato pura ternura.
Palabras que hacen bien.
Gracias por compartirlas.
Un abrazote !

Carmela dijo...

Eres increíble, no dejes de regalarnos estas maravillas.

Un abrazo.

Un Colibrí Viajero dijo...

Quede Fascinada!!!
paso a saludarlo.
Que este 2015 haya sido lleno de buenos momentos, hermosas noticias y energía renovada, llegamos al final de un año que siempre nos indica un nuevo comienzo, nuevos sueños a realizar, nuevas personas para conocer, momentos hermosos que nos esperan, no hay nada mejor que un mensaje lleno de buenos deseos para esta navidad y mucha energía positiva para comenzar un Año Nuevo
Felicidades!!!

María Socorro Luis dijo...


Me gusta tu mirada "irreverente" al tan cacareado espíritu navideño que inunda todos estos días, este mundo nuestro de tan buenas personas...

Abrazo, siempre, Ernesto

AMALIA dijo...

Muchas gracias por tu recuerdo.

Felicidad para tí y los tuyos.

Un fuerte abrazo.

Elda dijo...

Lo que si es verdad, que toda las personas agnósticas aprovechan muy bien estas vacaciones, lo mismo los jóvenes que los mayores, y lo mismo sucede con la semana santa. Encantados todos de tener días libres aunque el concepto para ellos no existe.
Encantada de leerte Ernesto, y de paso, TE DESEO LO MEJOR EN ESTOS DÍAS Y SIEMPRE.
Abrazos.

Maripaz dijo...

Jajaja, creo que me voy a ir a celebrar la navidad con las simpáticas ranitas...
Las prefiero a toda la parafernalia de estos días.
Abrazos, Ernesto.

Magdeli Valdés dijo...

...__ ..............¨♥*✫♥,
.........,•✯´..........´*✫
.......♥*............. __/\__
.......*♥............… ..*-:¦
...¸.•✫.............…/.•*•.\
...~`,`~................ |
¸....✫..................*•*
´¸...*♥..´¸...........*♥♫♥*
´¸¸♥*................✯•♫•♥•*
´¸.•✫ .............. *♥•♫•♫♥*
~`,`~............. ✯♥•♦♫♥•♥*.
`.✫`.............. *♥☺♥•♥•☺♥*.
●/................✯♥•♥♠♫♥#♥•♥*..
/▌................*♥♫•♥♫•♥♫♥•♫♥*
/ \.................. ╬╬╬╬.__))).

Para ti en esta Navidad y próximo año entrante
deseo que la felicidad se haga presente en tu casa
tengas juntos a los tuyos, mucha paz, amor y esperanza



¡¡Muchas felicidades!!
Meulen/2015

Estelas de vida. dijo...

Esa es nuestra Navidad ciertamente, la de tus ranas, la de la autenticidad ya la integridad, la de no querer ser lomque no somos...un relato muy apropiado y directo a nuestra actual sociedad. Fuerte abrazo.

stella dijo...

Ernesto, vuelvo, te visito y te dejo mis mejores deseos de felicidad en estas próximas fiestas, es una gran alegria llegar a tu casa
Un abrazo
Carmen

Paloma N dijo...

De acuerdo estoy con el defensor de las ranas.
Somos tan sumamente influenciables por todo; por las campañas de marketing de estos días, por la Iglesia, por tantos mitos y creencias ya inculcados... En fin, ¿cuándo nos daremos cuenta?
Y sin embargo, nunca tomamos la iniciativa de dejar de ser manipulados, ni la de por lo menos, hacer de ésta una época llena de sentimientos y libre de materialismos.

Me gustó mucho la reflexión, te sigo.
(Y esta navidad, brindemos por las ranas)

Hola, me llamo Julio David dijo...

La navidad dejó de ser una celebración exclusivamente cristiana, y se transformó en una fecha que muchos aprovechan para regalarse cosas, desearse buenos deseos, y vivirlo en compañía sin tener necesariamente al mito de Cristo presente en esta actividad. Es un fenómeno interesante: lo celebran tanto creyentes como escépticos.

Es una fiesta de Occidente que quizás en el futuro pierda definitivamente su carácter religioso-sagrado, y se vuelva una fiesta laica. Los nietos de nuestros nietos se preguntarán sobre el origen de esta tradición, porque ya no la asociarán al cristianismo. Cuando la iglesia por fin admita que el 25 de diciembre es un natalicio fraudulento, apurará este proceso inevitable.