jueves, 8 de octubre de 2020

¡Descúbrela!

No puedes acelerar su maduración... ¡Pero todo llega en el momento adecuado!

 

En esta soleada mañana de otoño, y sin mucho más que decir, o por lo menos sin relevancia, señalar que la vida continúa.

Y si bien puede parecer una obviedad, no todos parecen tenerla en cuenta…

La situación actual mundial, el enfoque que se pretende darle por parte de “descerebrados” de algunas partes del mundo, ¡aquí vamos sobrados!, que parecen actuar por intereses que nada tienen que ver con el problema en sí, aconsejan fijar el día a día de cada uno, sus objetivos, en valores naturales…, reales!

¡Que haberlos hailos! ¡Están ahí! Son tuyos, al alcance de la mano.

Intentarán hacerte ver que son irrelevantes, y que puede que no sirvan para mucho. Y que solo “ellos”, y sus políticas, tienen la llave de la solución final…

Sabes, sabe, que no es cierto! Que el futuro gris que pretenden pintarte no es más que eso. Sus pretensiones! Y ello por objetivos inconfesables que pretenden obtener de ti, de todos.

Apaga el televisor. Deja de alimentarte de noticias tóxicas, y de paso de programas de entreteni-miento huecos… Aparentemente “huecos”, pues en realidad están diseñados para eso, entre-tenerte… sujeto, encadenado, mental y emocionalmente a nada! Pero que te la venden como el todo!

Sal a la calle. Mira el cielo azul. Permite que el sol caliente tu cuerpo. Mira a la gente como tú… Sonríe, y comparte momentos si quieres. Pero no pretendas vivir sus vidas. Cualesquiera que sean. ¡La vida es otra historia!

¡No llores en “valles de lágrimas” en los que no estás. No son tuyos. No te corresponden!

¡Ahí hay una trampa… más! Y si no sabes verla, llorarás por nada!

¡Y te venderán esa acción como buena, empática, cuando no sagrada.

Una cosa es que veas, y comprendas, y hasta tiendas una mano si es posible, ¡sino no pasa nada!, y otra que te encadenes/encadenen a lo que no te concierne.

¡La vida realmente es otra cosa! ¡Descúbrela!

34 comentarios:

Joaquín Galán dijo...

"...señalar que la vida continúa.

Y si bien puede parecer una obviedad, no todos parecen tenerla en cuenta…"

Creo Ernesto que en estas palabras tuyas está la clave de todo.Y no es que la gente "disfrute" con que le marquen el camino a seguir,es que la inmensa mayoría no son conscientes de que están siguiendo un camino marcado por otros.Para salirse de ese camino se necesita,en primer lugar,ser conscientes de que ese no es el único camino,de que hay otros.Y para ello es preciso tener una mente abierta a todas las posibilidades,algo que solo se consigue con cultura.Ahí es donde creo yo que está la clave de todo,en la falta de inquietudes,de cultura. La gente es moldeable porque es cómoda y conformista,porque no se molestan en mirar más allá de sus narices,lo que hace que nos creamos todo lo que nos dicen sin cuestionarlo.Es lo más cómodo y con ello se creen los seres más felices: "yo no me complico la vida",dicen algunos y no se dan cuenta de que son otros los que se la están complicando a diario.
En fin,siempre se aprende con tus entradas porque hacen pensar al plantearnos cuestiones claves para la vida. Lástima que aquellos que deberían leerte no lo hagan.

Un abrazo

Elda dijo...

La vida es lo que es, alegrías y penas y nada más, y cada cual la lleva como considera.
Está muy bien eso de mirar el cielo y los pajaritos y parece que algunos le va muy bien, pero hay muchas personas que se preocupan por los demás, sus inquietudes, sus sufrimientos y preocupaciones, y solo hay que escucharles, simplemente. En cuanto a la política es otro cantar porque todo es una falacia y la gente pasa de escucharlos ya, pero es inevitable si sale a colación hablar de ello y dar la opinión y eso no quieres decir que todos sean o seamos unos descerebrados. ¿Y por qué dejar los programas de entretenimiento?, cada cual se entretiene con lo que puede, quiere y elige a su conveniencia... lo bueno es ser feliz y estar conforme con uno mismo.
Ya sabes que discrepo de algunas de tus ideas aunque parezcan tan buenas, pero la realidad de la vida, es la que se ve en uno mismo y los seres más cercanos y queridos, la otra realidad para quien la perciba.
Un abrazo Ernesto.

Ángela dijo...

"todo llega en el momento adecuado"...
De ahí que la queja, la impaciencia, la búsqueda...no deberían de tener cabida.
Pero para que llegue, son importantes las decisiones que se toman y la actitud frente a ellas y tú claramente expones algunas de ellas.

Y sin dejar de tender la mano, he descubierto que la vida es otra cosa.

Un abrazo Ernesto y te deseo un buen día.

maría cristina dijo...

La vida es la que pasa a nuestro lado mientras miramos la "realidad", un abrazo Ernesto!

Matías dijo...

La mayoría de los que ya no trabajamos después de vivir en tiempos difíciles, no queremos preocupaciones, ya nos gustaría tener buena salud y una vida sin sobresaltos disfrutando de la naturaleza.
Pero la política, los políticos y la situación que atravesamos solo nos proporciona incertidumbre y preocupación por el mundo que dejamos a nuestros hijos y nietos.
Un abrazo.

Rita dijo...

¡Uf, la televisión! Cada ve la veo menos, ni noticias, ni concursos, ni nada, prefiero vivir de otra manera.
Un abrazo

lunaroja dijo...

Hoy este texto me toca más de cerca, por lo de encadenarnos a cosas que no son de "mi valle de lágrimas". Desaprendiendo. De eso se trata.
Un abrazo grande!

Sandra Figueroa dijo...

La vida es hoy, este momento que te leo y te dejo saludos amigo Ernesto.

Unknown dijo...

¡Qué descanso escucharte, Ernesto!. Que sí, que sí, que la vida, como siempre, tiene dificultades con las que mejor aprender a vivir bien cuando no depende de nosotros eliminarlas.
Un abrazo desde aquí, todavía en manga corta y sudando a medio día en este veranillo prolongado.

Hola, me llamo Julio David dijo...

Nos ahogan las penas, los llantos del mundo. Y es difícil escapar, darle la espalda a eso, sin sentirse traidor, inconsciente, insensible. Da la sensación que la única o la mejor manera de creerse parte del mundo, es a través del dolor u otros sentimientos bajos, oscuros.

Va un abrazo.

AMALIA dijo...

Difícil dar la espalda a los problemas. Vivimos una época complicada.
Pero habrá que intentar ser optimistas y seguir adelante.
Un abrazo.

Juan L. Trujillo dijo...

Es una muy buena postura esa que explicas, aunque hay veces que los argumentos y los hechos de esos que pretenden "tenernos" son tan inconscientes e interesados que no puedes evitar implicarte.
Un abrazo.

Manuela Fernández dijo...

Yo respeto a todo el mundo pero yo siento que mi vida está inmersa en la sociedad. Y siendo consciente de la desigualdad que hay entre la gente, hago lo posible para mitigar a quien lo padece, mucho más en estos momentos tan difíciles que estamos viviendo.
SAludos.

eli mendez dijo...

La percepción que tenemos de la vida esta relacionada con muchos aspectos, algunos externos y otros propios de nuestra intimidad, del contexto en donde nacimos y la cultura en la que estamos inmersos, además de los rasgos de personalidad de cada uno. Con esto quiero decir que es muy difícil tener una sola visión de la misma, y mas allá, de que acuerdo en "casi todo", con lo que expone en el texto, también tenemos que aceptar esto de "no todo esta bajo nuestro control". Las cosas suceden(noticas mas, noticias menos, la gente muere) y cuando algo toca de cerca , la percepción es otra. Adhiero totalmente a cerrar las puertas de la informacion que tortura y atrae definitivamente cosas negativas a nuestra vida, sobre todo el miedo que creo que es lo que nos hace mas vulnerables. También acuerdo en los intereses políticos que giran siempre en torno a los acontecimientos nefastos ,como esto que se esta viviendo , para dominar a la gente y abusar del poder económico a su antojo. Soy optimista, y creo que todos debemos pensar en positivo, llenar nuestros días de actividades ( que por cierto hay muchas) que traen felicidad y serenidad a nuestra vida y mantener los cuidados y protocolos que haya que seguir . También siento que hay mucha gente, sobre todo personas mayores y solas que requieren nuestra atención , nuestra palabra, y nuestra asistencia ...por lo que uno debe ayudar si esta en condiciones de hacerlo... Gracias Ernesto por llevarnos a reflexionar sobre el valor de nuestros dias.Un abrazo desde la primavera argentina.

Margarita HP dijo...

Hola mi querido amigo Ernesto.
¿Sabes?
Este no está siendo el mejor año.
Mi padre tenía mucho miedo a esta situación que vivimos. Una doctora le dijo... "si te coge el móvil, te lleva por delante fijo". Y se lo dijo cuando sabíamos que era poco el tiempo que le quedaba por algo llamado cáncer. Algo que seguirá aquí después de que aparezca alguna vacuna...
Hay que vivir cada día. Hay que seguir adelante. Salir a la calle, por supuesto, poniendo cuidado. Utilizar mascarilla, lavarse las manos, enviar los besos ficticios... pero hay que vivir. Desintoxicarse, dejar de escuchar una y otra vez ese arrebato intenso de malos noticias, y resistir.
Todo mejorará.
Creo que necesitamos que lo haga. Además, tengo que visitar esa tierra tan hermosa en la que vives.
Muchos besos amigo mío. :D

Ernesto. dijo...

¿Quién eres?...

Unknown dijo...
¡Qué descanso escucharte, Ernesto!. Que sí, que sí, que la vida, como siempre, tiene dificultades con las que mejor aprender a vivir bien cuando no depende de nosotros eliminarlas.
Un abrazo desde aquí, todavía en manga corta y sudando a medio día en este veranillo prolongado.

Loles Miva dijo...

No sé por qué no ha sido mi perfil. Ese que sí, que sí, lo tienes que leer un poco alborozado, porque es buena noticia (y me ha gustado entender eso en tu texto) saber que estamos hechos para la vida, aun en circunstancias adversas. Un abrazo

mariarosa dijo...


La vida pasa y...
Tratemos de vivirla, en Argentina hace 7 meses que hay cuarentena y para salir a la calle necesitas permisos. ¿De qué pajaritos me hablas...?
Cada país con su problema y con el gobierno que se merece, lo digo por mi país.

Saludos.

Ester dijo...

Una exposición optimista con visos de realidad, comparto lo que dices, la vida es otra cosa, no políticos metidos a médicos, no es asesorías queriéndote (se) ayudar. Hay una cercanía maravillosa, y esa imagen es toda una oferta de futuro. Abrazucos

NO utilices la opción: "Demuestra que no eres un robot". Sólo pincha: "Publicar comentario". No funciona, tengo que certificar que no soy un robot

Siby dijo...



La vida es tan corta y hay
que tratar de vivirla aunque
ahora no se pueda salir, pronto
terminara este ano y que nos
depara el que viene.? Gracias
Ernesto por tu mensaje.

Besitos dulces
Siby

hanna dijo...

Un texto muy bueno, todo esto que pasa en el mundo es para pensar, reflexionar y no dejarse llevar por los que otros quieren y ordenan, pero es difícil alejarse mucho del problema. Si creo que es muy bueno para la mente y el cuerpo salir, ver el sol tomarlo que no esta contaminado!!! y disfrutar de alguna manera. Un abrazo , me quedo a leerte y te sigo.

Conchi dijo...

Amigo Ernesto, estoy en total acuerdo contigo, no se puede decir más claro.

Besos.

Rosa B.G dijo...

Hola Ernesto, para mí es uno de los textos más motivadores que he leído en mucho tiempo. Gracias por compartirlo, por el optimismo de tus palabras y la energía y alegría que transmiten.
Últimamente solo se leen y escucha lo mismo, y esa negatividad, sin querer, termina afectando de algún modo en el subconsciente de los jóvenes, los no tan jóvenes e incluso en los niños que, aunque parece que no lo perciben, son conscientes de este cambio que estamos viviendo.

Abrazos

Rajani Rehana dijo...

Fabulous blog

Rajani Rehana dijo...

Please read my post

Lady Blue dijo...

Hola Ernesto, gracias por este reflexivo texto. Hacen falta más palabras como las tuyas. Ahora más que nunca intento que mi vida sea "lo más normal" posible dentro de todo, disfrutando del día a día y como venga. Porque el solo hecho de contemplar la naturaleza que nos rodea y (lo más importante) el despertar y ver que mis hijos están junto a mi y están sanos es una bendición que agradezco infinitamente y el motor que me impulsa a seguir adelante. También comprendo que hay distintas realidades, que hay personas que lo están pasando muy mal o que han quedados muy fracturadas después de los golpes de esta pandemia, y en todo sentido, y si puedo tenderles una mano lo hago desinteresadamente, pero también establezco los límites, porque no es sano vivir en carne propia el sufrimiento del otro, sólo acompaño y así evito que me arrastre el dolor ajeno. Te deseo un muy buen día y te abrazo a la distancia.


Tesa Medina dijo...

Hola, Ernesto, creo que cada uno debe encontrar su manera de hacer este viaje vital, porque no sirven las fórmulas, al menos a mí no me sirven.

Me tomo la vida como una aventura, y como tal sé que tendré momentos buenos, regulares, malos y pequeñas dosis de felicidad de la buena. Y procuro vivirlos todos con intensidad.

No puedo evitar sentirme empática con el dolor ajeno, trato de hacer alguna cosa, pero tampoco es que quiera salvar al mundo.Soy pesimista con eso, la humanidad gira en bucle, cuando parece que ha encontrado el camino de la razón regresa a la caverna.

Veo poca tele, algún programa friki de construcción de espacios singulares, y sí una peli al día, pues me encanta el cine, y leo bastante, y salgo a vagabundear con mi cámara en ristre y mis sentidos abiertos a todo lo que ocurre a mi alrededor, cuando tengo algo de tiempo libre.

Soy excéptica de origen, así que de entrada no me creo nada a la primera.

Un abrazo,

http://azulgenia.blogspot.mx/ dijo...

hola Ernesto.

Este a sido un año difícil y muy complicado yo desde hace unos meses no veo las noticias, porqué entre el covid y la inseguridad que no a parado ni con la pandemia informarte de cosas así no dan deseos de continuar la vida.
Así es que mejor evito eso y trato de hacer mis cosas dentro de lo mas normal que pueda, con los debidos cuidados y protecciones salgo a caminar para ejercitarme y tomar el sol es lo que me lo a indicado el medico para evitar la depresión y cargar mi organismo de vitamina C y D.
pero evito las reuniones con familiares y amistades.

Me gusto tu entrada. Saludos y abrazos.

Mara dijo...


Hola Ernesto. Me quedo con la frase:¡No llores en “valles de lágrimas” en los que no estás. No son tuyos. No te corresponden! ¡Es genial! Comprender sí, vivirlo todo como si todo fuera tuyo, no. Un abrazo.

Piruli dijo...

Hola!
La verdad que la vida es maravillosa. Por el simple hecho de vivir, respirar, ver, oler, poder tocar... Una simple caminata ya es algo maravilloso.
Son tiempos de tener cuidado y de ajustar prioridades pero desde luego es no puede hacernos dejar de disfrutar.
Besos

virgi dijo...

Buenos consejos, que trato de seguir, estimado Ernesto. La vida y la realidad tienen muchas aristas y siempre hay varias que nos enriquecen y nos reconfortan.
Te va mi abrazo y mis gracias por tu seguimiento fiel y simpático.

Amapola Azzul dijo...

Ojalá nos dejen poder disfrutar del aire libre un poquito, yo cada vez pongo menos las noticias y entretenimiento de la tv.

Un abrazo.

soco luis fernandez dijo...


..."sonríe y comparte momentos, Pero no pretendas vivir sus vidas"...

Como y cuanto estoy de acuerdo... Un abrazo. Ernesto.

soco luis fernandez dijo...


( Perdona, Ernesto, no se marcaron los acentos)